En la actualidad Strymon dispone de seis modelos de pedales que cubren desde efectos de chorus, reverb, compresor o flanger hasta ecos de cinta y delays analógicos. En la actualidad Strymon está trabajando en nuevos pedales que presentará en breve. El equipo de desarrollo de Strymon está trabajando en nuevos modelos que añadirán más opciones a los usuarios.

El Capistan: Este pedal ofrece tres tipos de ecos de cinta en una única unidad, cada una con sus tres modos únicos. Con diez parámetros para modificar se puede obtener un amplio control sobre la calidad de la cinta, estado de la máquina y modelado de tono. Desde un sonido cristalino hasta el sonido más fluctuante de una maquina que necesita ser reparada. Como utiliza un DSP, es posible obtener un amplio rango de respuestas inalcanzable desde una maquina de cinta tradicional.

Brigadier: Este pedal ofrece sencillamente el mejor sonido de un delay bucket brigade. Como resultado de tener un DSP dedicado exclusivamente para imitar el sonido de este tipo de delays, todos los detalles de un delay analógico son reproducidos con total fidelidad. Como se utilizan los algoritmos dBucket de la propia Strymon, se obtiene el rico tono de los transistores originales sin el ruido de fondo típico (a no ser que también lo quieras añadir gracias al control “bucket loss” incorporado).

BlueSky: La filosofía tras el pedal de reverb blueSky es simple: Coger toda la potencia que es capaz de ofrecer un DSP SHARC y dedicarla a hacer una única cosa: producir las reverbs más exuberantes y majestuosas. Tanto si eres fan del sonido de las reverbs de muelles o si te encanta el sonido de las reverbs de estudio, blueSky está preparado para estar a la altura. Incluso es capaz de ofrecer una reverb de placas muy versátil, toda una rareza en un pedal de efectos.

Ola Chorus: Durante el diseño del chorus y vibrato Ola, Strymon comenzó con los bloques de construcción dBucket para conseguir un efecto de modulación versátil y de sonido rico. Con el mismo planteamiento que con la unidad de delay analógico de Strymon, el DSP de alto rendimiento que incluye la unidad está dedicado al completo en la creación de chorus orgánicos y sonidos de vibrato excitantes.

 

Orbit: El Flanger Orbit recrea el sonido de los flangers analógicos más famosos. Orbit no se limita a recrear el sonido vintage sino que gracias a características nuevas como zero flanging obtendrás resultados nunca antes imaginados. Se utiliza un DSP de alto rendimiento para hacer una única tarea: ofrecer el mejor sonido de flanger del mundo. Añade un bypass auténtico, control mediante pedal de expresión y unas secciones de entrada y salida de alta calidad y no podrás despegarte de Orbit.

 

OB1 Clean Boost: OB1 es un pedal que añade compresión y boost en una única unidad. Es capaz de ofrecer desde compresiones sutiles y transparentes hasta modos vintage más agresivos. Dispone de tres modos de boost: Clean, Treble y Mid y control sobre la cantidad de compresión que se aplica.

 

 

 

 

Sobre Strymon:

¿Se puede ser innovador en un mercado tan variado y lleno de productos como es el de los pedales de efectos? Si echamos un vistazo a los productos que forman parte del catálogo de Strymon claramente la respuesta es un sí rotundo. Bellos y robustos por fuera, es en el interior de estos pedales donde se encuentra la verdadera fuerza. Los pedales de Strymon incorporan procesadores DSP SHARC capaces de ofrecer toda su capacidad de procesamiento para recrear efectos tan característicos como los ecos de cinta y las unidades de delay analógicos. El comportamiento de cada uno de los componentes de las unidades originales ha sido emulado en el DSP SHARC, con lo cual los pedales de Strymon no sólo suenan con todas las imperfecciones y matices de los equipos de antaño sino que además, nos podemos olvidar del caro y latoso mantenimiento que necesitan los equipos vintage.